Taifuu no Noruda (台風のノルダ), un tifón de calidad del Studio Colorido

Hace unos años que empezamos a oír hablar de un estudio de animación cuyo potencial estaba comenzando a mostrarse. Se trataba del Studio Colorido, del que hoy reseñamos ‘Taifuu no Noruda‘ (台風のノルダ), un pequeño largometraje con el que más de uno se va a quedar con la boca abierta.

sinopsis-reseña

La historia tiene lugar en una escuela de secundaria situada en cierta isla aislada durante la víspera del festival cultural. Azuma es un joven que, después de haber jugado al béisbol durante toda su vida, decide que es el momento de dejarlo. No quiere estar a la sombra de su compañero, aunque sabe que tiene un gran potencial para su edad y la verdad es que se le da bastante bien. Este hecho motivará una continua pelea con Saijou, su mejor amigo de la infancia, con el que ha compartido muchas experiencias y que como es normal, no llega a comprender las motivaciones que han llevado a su amigo a tomar esa decisión.

De repente, después de una pelea con Saijou, Azuma entra en un aula vacía en la que descubre que hay una chica desnuda, antes de que ésta abandone la clase por la ventana. ¿Quién será esta misteriosa chica de ojos rojos? Mientras tanto,en ese momento, el resto de los alumnos del centro están a punto de celebrar su festival cultural, pero de repente, todos los planes se tuercen cuando la climatología cambia bruscamente, dejando a los chavales aislados en el colegio.

Tendrán que pasar la noche allí, por lo que lo mejor es prepararse para lo que está por llegar, teniendo en cuenta que un tifón está a punto de pasarles por encima y va a dejarlos incomunicados durante unas horas del resto del mundo. Un tifón que ha llegado sin esperarlo, como aquella chica de ojos rojos. Un tifón que guarda tantos secretos como Noruda, que así se llama la chica protagonista de esta historia…

Dicen que el tiempo cura las heridas. O terminan siendo amigos de por vida o no se hablarán nunca más…

El pasado Junio de 2015 se estrenó en Japón ‘Taifuu no Noruda‘ con mucha expectación, puesto que es el primer trabajo “largo” (y esto lo digo entrecomillado, puesto que la duración de la cinta no supera la media hora) del Studio Colorido, conocido especialmente hasta el momento por sus cortometrajes y anuncios comerciales. De hecho, es muy probable que muchos recordéis este spot de McDonald’s que se hizo viral hace unos días en las redes sociales. Evidentemente cualquier aficionado que vea estas obras puede llegar a la conclusión de que si se ponen las pilas en este sentido, con el tiempo podremos disfrutar de grandes obras con el sello del Studio Colorido.

Para esta ocasión se ha contado con la dirección de Yōjirō Arai, que ya había trabajado como animador en varias producciones del Studio Ghibli, como por ejemplo en ‘La colina de las amapolas‘ de Goro Miyazaki o ‘El viento se levanta’ de Hayao Miyazaki. Hay que reconocer que a nivel visual ‘Taifuu no Noruda’ es una auténtica maravilla, de verdad. Quizás no es lo más apropiado el querer compararla con los trabajos del Studio Ghibli e incluso de Makoto Shinkai o Mamoru Hosoda, puesto que el querer hacer un símil con ellas puede ser motivo de discusión y, la verdad, es algo innecesario. No negaré que hay claras referencias y similitudes entre ellas, es algo palpable puesto que vamos a reconocer un estilo similar en cuanto al tratamiento del color, de la fotografía, de la naturaleza… pero Studio Colorido tiene su propio sello. Y en cuanto a animación se refiere, se sitúa a un nivel bastante alto.

De hecho, el diseño de personajes y la dirección de animación han sido obra de Hiroyasu Ishida, a quien conocimos en ‘Fumiko’s Confession‘ (フミコの告白), un cortometraje animado independiente cuyos diseños recordarán a los que aparecen en esta película. Son diseños quizás algo simples, pero no por ello malos ni mucho menos. Simples quiero decir en cuanto a su composición, puesto que por lo demás no les faltan detalles. El principal problema de la cinta radica en que, quizás debido a su duración, la trama no llega a desarrollarse lo necesario, ya sea por un guión que no termina de estar pulido del todo o por unos personajes que, pese a generar bastante interés en los espectadores, terminan convirtiéndose en unos personajes planos, que no se desarrollan del todo. Algo que hubiese hecho redonda la cinta y por lo que la crítica ha estado bastante dividida.

¿Por qué estás tratando de asumirlo todo tú solo?

Hay quienes buscan una explicación detrás de las incógnitas planteadas frente a quienes no necesitan tales explicaciones y llegan a sacar sus propias conclusiones. Evidentemente esto es algo muy subjetivo y cada cual tendrá su opinión al respecto. En mi caso, quiero quedarme con lo positivo, con los puntos destacados de la cinta, que no son pocos y que no merecen ser eclipsados por lo anteriormente citado. Nos encontramos con una cinta a nivel de animación espectacular, desde los personajes que llegan a tener una gran expresividad hasta su entorno, pasando por unos fondos preciosos y muy coloridos. Ya digo que por el mero hecho de poder ver esto, merece la pena.

Además, hay que destacar que los efectos climatológicos como pueden ser el viento o la lluvia están muy conseguidos, frente a algunos elementos en 3D que chocan un poco con el conjunto -más que otra cosa parece que no terminan de estar bien encajados-, aunque no diré cuales son para no contaros mucho de la historia. En cuanto a las voces, también ha habido disparidad de gustos, pero no creo que sea para tanto y, a mi parecer, son unas voces bastante acordes a sus personajes. Ni más ni menos. Y como no, no podemos olvidarnos de la banda sonora, compuesta por Masashi Hamazu, que nos ofrece una composición muy melódica donde se realza especialmente el piano y que, sin llegar a ser del nivel de las de Joe Hisaishi, acompañada bastante bien la producción y los momentos de climax.

Es por ello que hoy os recomiendo ver esta película, puesto que aún siendo una piedra que no ha terminado de ser pulida, saca a relucir que en su interior se encuentra algo más y que quizás con el tiempo lleguemos a ver su potencial. Una fantástica cinta acerca de la amistad y los lazos que nos unen y nos ayudan a superar los momentos difíciles que a nivel visual marcó un antes y un después en el camino del Studio Colorido. Un camino que espero podamos seguir disfrutando -y viendo- durante mucho, mucho tiempo… porque calidad no le falta. Simplemente tienen que seguir creciendo.

Siempre he estado contigo, ¿No es así?

Dirigida por Yōjirō Arai para Studio Colorido, ‘Taifuu no Noruda’ (台風のノルダ) ha contado entre su elenco de voces con las de Shûhei Nomura, Daichi Kaneko y Kaya Kiyohara, entre otros. La dirección de animación y el diseño de personajes ha sido obra de Hiroyasu Ishida.

Mientras que la banda sonora ha sido compuesta por Masashi Hamazu, el tema principal, “Arashi no Atode“, ha sido compuesto por Galileo Galilei.

Lo mejor: La gran calidad de la animación, el colorido que desprende la obra y la necesaria comparación con el Studio Ghibli.

Lo peor: La falta de desarrollo de los personajes, muy planos. El guión podía haber dado mucho más de sí con esa premisa.

Como siempre, esperamos conocer vuestras impresiones sobre la obra en los comentarios de esta entrada o en nuestras cuentas de Facebook o Twitter.

TRAILER

Enlace: Studio Colorido, Web Oficial de la película.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s