Cherry (チェリー) de Eisaku Kubonouchi. Retrato de una “fuga por amor”.

Reseñamos “Cherry” (チェリー), el primer manga de Eisaku Kubonouchi que llega a nuestro país gracias a Milky Way Ediciones. Un recomendable seinen que no os podéis perder por su fantástico dibujo que esconde una tierna historia romántica, personajes peculiares y un gran sentido del humor.

SINOPSIS MANGA

Kaoru Sakurabô es un joven de 19 años al que le acaban de partir el corazón. Lleva una vida tranquila en un pueblo rural donde no hay nada de nada y donde su padre se empeña en que herede el negocio familiar dedicado a la crianza de los cerdos. Pero no unos cerdos cualquiera, no, unos cerdos muy especiales y únicos en su especie… los cerdos de raza Kaoru. No podían tener otro nombre -o ellos o él-. Día tras día, la rutina le va pasando factura pero un día conoce a una chica angelical que definirá su destino. Fûko Tokiwa, de 18 años, ha sido prometida en un matrimonio concertado con el hijo del alcalde y la boda es inminente.

Curiosamente, el destino de Kaoru y Fûko se había unido años atrás, cuando eran pequeños y ambos tuvieron un breve encuentro una noche en la que ella estaba buscando luciérnagas. Desde aquel momento se enamoró perdidamente de él. Ahora, tras el reencuentro, no le quedará otra que salir pitando lo antes posible… ¡y escapar de esa situación junto a ella! Arranca así un viaje por amor que los llevará a enfrentarse a las dificultades de la gran ciudad (Tokio) buscando evadir la realidad.


El ángel está llorando como si le entristeciera su situación al haber perdido las alas y no poder ya volar con libertad…


No me cansaré de decirlo -mientras así sea- y es que Milky Way Ediciones sigue cumpliendo con los lectores, trayéndonos series de diferentes demografías y géneros, a la vez que apostando por descubrirnos a autores desconocidos para gran parte del público. Hoy le ha tocado el turno a Eisaku Kubonouchi (窪之内英策) nacido en Kouchi (Japón) en 1966. Este mangaka que siempre se ha movido en el género seinen se inició en 1986 con la historia corta “Okappiki Eiji” publicada en la Shōnen Sunday y no fue hasta 1988 cuando publicó su primera serie, “Tsurumoku Dokushinryou” (ツルモク独身寮) donde narraba las aventuras de un recién graduado que se va a trabajar por primera vez. En 1992 llegó “Watanabe” (ワタナベ), la historia de un estudiante alienígena, a la que siguieron la comedia dramática “Chololat” (ショコラ) en el año 2000, “Makunouchi” (特選幕之内―窪之内英策傑作集) en 2004, que recoge once historias cortas, “Cherry” (チェリー) en 2006 y “Pikamon” (ピカもん), la historia de dos comediantes japoneses, en 2008. No ha sido hasta este mismo 2017 cuando ha visto la luz un fantástico artbook llamado “Rakugaki Note – Kubonouchi Eisaku Sakuhinshuu” (ラクガキノート 窪之内英策作品集) donde se recopilan parte de sus fantásticas ilustraciones.

Pese a que entre todas las citadas anteriormente encontramos obras de gran interés, la elegida por Milky Way Ediciones para desembarcar al autor en nuestro país fue su quinto trabajo y creo que ha sido un acierto, tanto por ser una historia corta (de tan solo 4 tomos) como por su historia y la calidad de su dibujo, pero esto lo detallaremos a continuación. A nivel argumental, “Cherry” (チェリー) me ha encantado, puesto que pese a poder parecer una historia ya contada -la fuga de dos jóvenes enamorados y sus aventuras y desventuras hasta encontrar su sitio en el mundo-, se convierte en algo diferente, pues lo hace de un modo fresco y ágil. No sé, me ha parecido que detrás de ese llamado slice of life bien podríamos decir que estamos ante una road movie romántica donde emprenderemos un camino en el que conoceremos a una pareja que pese a sus más que evidentes diferencias (ella es una chica bien y él es un gañán de pueblo) el amor hará que las distancias entre ellos se recorten al mínimo. Obviamente no se conocen bien, eso lo iremos viendo a lo largo de la historia. Además, como suele ser común en estas tramas, siempre vamos a indagar en la mente de los personajes gracias a esas dudas normales por su edad acerca de su futuro, pero sobre todo, de su presente.

Algo a destacar es que el nexo de unión en esta historia surge de la combinación de dos elementos importantes. En primer lugar, porque nos encontramos con unos personajes protagonistas y secundarios muy particulares y peculiares. Pese a su edad, Yûko es una joven inocente en todo el complejo sentido de la palabra. Para ella que no ha salido de casa más que en contadas ocasiones, todo lo que hay fuera es un descubrimiento. Todo es nuevo, más aún cambiando de un paraje rural a una urbe tan masificada como puede ser Tokio. No tiene malicia, no desconfía de las personas. Kaoru por su parte parece ser más maduro, puntualmente, y pese a tener buen corazón, todavía le queda mucho que aprender. Y para ayudarles en su travesía en principio contarán con la señora Machiko (una casera que además es vidente) y algunos de los inquilinos de los apartamentos Sakura-sô: Yuika (una joven camarera de un club de alterne), Justice Yamada (se dedica a la lucha libre), Aboro (un extranjero que quiere ser cantante de música tradicional enka) y Jin Kisaragai (un mafioso jefe de la banda Shichifuku-kai al que le encanta “Gundam” y que será uno de los pretendientes de Yûko, para desgracia de Kaoru). Casi nada como podéis imaginar.


En realidad quería que lo supieras desde aquella primera vez que te vi. Siempre me has gustado mucho…


Pero es que además de lo evidente y las situaciones que pueden surgir de reunir a tan selecto y diferenciado grupo (que seguro se va ampliando en los siguientes tomos), el otro elemento conciliador en esta historia es algo común en todas las sociedades, algo que compartimos y somos capaces de comprender y entender en todas las culturas. No se trata de otra cosa más que del humor. Si duda alguna, la comedia está muy presente en todas estas situaciones -y en las personalidades de los personajes-, haciendo que la obra tenga un ritmo en la narración muy fluido. Retomando lo de la inocencia de Yûko y el humor, por poner un ejemplo, no puedes evitar soltar una carcajada cuando descubres que es la primera vez que prueba una hamburguesa con patatas de cierta cadena de comida rápida o descubre a lo que ella llama un “guiri” en el centro de Tokio (posiblemente siendo un japonés también, aunque con las diferencias de aspecto por pertenecer a una tribu urbana). No es por soltar spoilers, simplemente es por poneros un ejemplo de algo que para nosotros puede ser habitual y para ella da lugar a una situación cómica. Y este manga está repleto de momentos así, ya sea por las miradas de los personajes, por la inocencia de la protagonista o por la forma de ser de algunos secundarios.

Entrando de lleno en el apartado gráfico, no puedo más que decir que es excelente y estoy seguro de que al igual que me ha pasado a mi, a muchos os ha llamado la atención. Es un punto fantástico que favorece aún más al desarrollo de la historia. El dibujo es una preciosidad como podéis observar -ya solo con la portada me había encandilado y me había animado a pillarlo-. Un dibujo de trazo marcado y limpio que destaca especialmente por sus diseños de personajes, equilibrados y bien estructurados, los detalles de su vestuario y hasta su pelo, pero más aún si nos centramos en cuanto a su expresividad. Siempre me han gustado los manga con este estilo de dibujo, donde las miradas dicen mucho, traspasan el papel con sus sentimientos. Unas miradas de grandes ojos (sin llegar al exceso) que consiguen transmitir. Sin olvidarme de mencionar los fondos, tanto de la zona rural como de la ciudad, que están también muy logrados. Entre medias de tanta calidad nos vamos a encontrar con que el autor se ha permitido la -acertada- licencia de utilizar diseños más caricaturescos para destacar esos momentos de comedia o para recalcar momentos tiernos con diseños más puros del estilo que conocemos como chibi, con cabezones donde los gestos y expresiones son aún más marcados.

En definitiva, una vez más no puedo más que recomendaros que os hagáis con “Cherry” y le deis una oportunidad, porque merece la pena. Un Slice of Life con tintes de comedia romántica y drama que se publicó en la revista Big Comic Spirits de Shogakukan, cautivando a los lectores con una historia sencilla y dulce a la par que increíblemente adulta. Lo bueno es que, en esta época de “burbuja manga” donde llevamos cada mes varias series a la vez, algunas de larga duración, no está nada mal encontrarse con una serie como “Cherry”, una serie corta, con un primer tomo que se lee en un “plis-plas” gracias a los elementos destacados en los párrafos anteriores y con la que pasar estos ratos de calor de verano con una buena lectura entre las manos, con unos preciosos diseños y unos personajes que os van a encantar. Todo ello aderezado con toques de comedia para que sea un conjunto más ameno y divertido. Ojalá podamos contar próximamente que Milky Way ha licenciado alguna de las otras obras de Eisaku, sería genial -y algunas tienen una pinta fantástica, sin duda-. Como siempre, esperamos conocer vuestras impresiones sobre la obra en los comentarios de esta entrada o en nuestras cuentas de Facebook o Twitter.


¡Una cosa es ser romántico y otra muy distinta es ser gilipollas! Es la primera mujer de la que me he enamorado perdidamente. ¿Qué tiene de malo ser romántico?…


Lo mejor:

  • Historia romántica con un toque diferente dentro de los slice of life. Como os decía, una road-movie romántica.
  • Variedad de personajes con unas personalidades muy marcadas y diferenciadas que entre sí darán lugar a multitud de situaciones.
  • El humor es un punto a su favor para el desarrollo de la trama principal, me parece un elemento conductor muy apropiado aquí.

Lo peor:

  • En estos momentos, tener que esperar a finales de septiembre para que salga a la venta el segundo tomo!

analisis edicion MANGA

Comprar tomo

Milky Way Ediciones nos presentó recientemente (en sus lanzamientos de junio de 2017) este primer tomo de “Cherry” (チェリー) de Eisaku Kubonouchi. Este tomo cuenta con un total de 210 páginas en blanco y negro -las ocho primeras a todo color, eso sí-. El formato elegido vuelve a ser el formato rústico con sobrecubierta (tapa blanda) de tamaño 13 x 18 cm. (B6) y un grosor de aproximadamente 1,4 cm. La cubierta está realizada en un material de unos 300 gramos en tonos magentas. Llamativo cuanto menos, más aún conteniendo unas pequeñas historietas en ellas -en la galería de debajo las veréis-. La sobrecubierta por su parte ha sido realizada en unos 200 gramos, con un acabado mate también, con un diseño muy llamativo y colorido como podéis ver, de esos que atraen la atención de los posibles lectores.

Este manga mantiene el sentido de lectura oriental, de derecha a izquierda, y los faldones se han destinado el delantero a contener el título de la serie y el número del tomo, así como un pequeño diseño de Fûko, mientras que el trasero contiene un diseño de Kaoru y la web de Milky Way en la parte inferior. Para la traducción contamos con Marc Bernabé (‘Atom the beginning‘, ‘Innocent‘, ‘Tragones y mazmorras‘, ‘La víspera de la boda‘, ‘Mi amigo Capricornio‘,…) para Daruma Serveis Lingüístics. Desde luego no puedo más que decir, como siempre, que es un placer encontrarse con obras adaptadas por Marc, porque siempre son sinónimo de calidad y buen trabajo.

Por su parte, este tomo está dividido en 8 capítulos, cuyos títulos forman también un pequeño diálogo: 1- ¿Y ahora qué?, 2- ¡No lo intentes! ¡Hazlo o no lo hagas!, 3- El arrebato es importante pero luego…, 4- En ocasiones te pasas de impetuoso y la cagas…, 5- Pero, según cómo, cagarla te hace ver otras cosas, 6- ¡Y así obtienes nuevas energías para esforzarte!, 7- Aunque a veces te esfuerzas y te sale el tiro por la culata…, y 8- ¡Pero todo saldrá bien!. Por último, al final del tomo contamos con 6 páginas donde Eisaku Kubonouchi nos regala unas pequeñas viñetas sobre él, con el título “Las tribulaciones de Eisaku el soñador, el gañán del manga envejecido“. Unas páginas muy divertidas donde nos cuenta el esfuerzo que hace y como llegó a conseguir el apoyo y el ánimo para seguir al pie del cañón.

El precio de venta recomendado es de 8,50 € y como siempre, si lo compráis desde su web (con envío gratis a través de Correos) os llevaréis de regalo un marcapáginas (limitado hasta agotar existencias) como el que podéis ver en la galería.

 

EnlacesMilky Way Ediciones

Anuncios

Un comentario el “Cherry (チェリー) de Eisaku Kubonouchi. Retrato de una “fuga por amor”.

  1. Pingback: Lanzamientos de Milky Way Ediciones en Septiembre de 2017 | Blog Visual

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s